¿Crema hidratante o aceite facial? El mundo cosmético tiene el corazón dividido. Si bien las cremas están más que asentadas en el mercado, los aceites vienen pegando fuerte y por algo será… Pero dejémonos de preámbulos, analicemos cada producto y veamos puntos fuertes y débiles.

Si atendemos a la definición de cada cosa:

  • Crema: las cremas son básicamente mezcla de emulsionantes, ceras o aceites y una fase acuosa, es decir son hidratantes. La definición de hidratación más conocida por todos es incorporar o restaurar los niveles de agua en la piel.
  • Aceite facial: son aceite como tal o mezcla de estos siempre sin agua. La estructura de nuestra piel es básicamente lipídica con lo que los aceite faciales se van a llevar genial con ella, serán mucho más penetrantes y ayudan a restaurar, reparar y aportar elasticidad a nuestra piel. Lo que consiguen es que no perdamos el agua y en plan sencillo podemos decir que evita que nos deshidratemos.

Luego los aceites son más eficaces reestructurando pero las cremas serán capaces de crear sobre la superficie una película protectora.

Los aceites además suelen ser ingredientes naturales únicos o combinaciones de estos, sin añadidos químicos y que actúan desde las capas más profundas de la piel hacia fuera. Afortunadamente existen ya en el mercado cremas con excelentes formulaciones y respetuosas con la piel, pero desde luego no todas y a la hora de elegir una crema es más fácil que nos den “gato por liebre”. Es más sencillo detectar la calidad de aceites faciales puros echando una simple mirada al INCI (listado de ingredientes) que si tenemos que descifrar la composición de las cremas. Pregunta siempre por sus activos cosméticos y sobre todo en qué proporción los incluyen.

La realidad es que nosotras la pregunta no la formularíamos así. Igual que a día de hoy tenemos claro que un serum no sustituye a una crema, que cada uno tiene su función y actúa diferente. Lo mismo ocurre con el aceite facial. Por eso es muy importante informarnos, asesorarnos y conocer nuestra piel para diseñar su rutina más adecuada.  A nosotras nos tienes en rrss, por teléfono, en el email… estamos deseando que nos cuentes!

Sin rehusar de las hidratantes, nosotras estamos enamoradas de nuestro aceite facial African Experience. Y tú ¿has descubierto ya los beneficios que aporta a tu piel?