Hoy os vamos a hablar de lo que hay detrás de nuestro oro líquido, el aceite facial seco antioxidante Antiox Oil African Essence. Os vamos a contar qué cosméticos activos contiene y porqué deberías incluirlo en tu rutina de belleza facial.

¿Cómo hemos formulado nuestro aceite facial seco?

Nuestro proceso de investigación, testado, desarrollo y análisis de resultados no finaliza hasta no dar con lo que estamos buscando, siendo siempre mejorar un problema de la piel.  Así mismo influyen otros parámetros como es el trabajo de las texturas y los aromas, factores que como sabéis son claves a la hora de crear un producto LICO.

Dar con los 5 ingredientes estrella de este aceite no fue tarea fácil, sobre todo porque el objetivo era solucionar rápidamente el problema de pieles deshidratadas o muy secas. Buscábamos un producto que rápidamente cambiase el aspecto de la piel aportando ese efecto glow que todas deseamos.

aceite facial seco

Tras analizar todos los cosméticos activos que nos interesaban y estados de la piel, apostamos definitivamente por una textura oleosa, en aceite. ¿Por qué? Las texturas crema aportan agua a la piel, es decir hidratación, pero si una piel tiene tendencia a deshidratarse, esta agua la va a evaporar rápidamente no cumpliendo su función de hidratar y mantenerla jugosa.
En este caso, un aceite aporta un extra, ya que es un humectante, es decir hace que el agua aportada a la piel se quede retenida por esta. Es decir, realiza una función barrera evitando que la piel evapore agua.

A la hora de formular nuestro Antiox Oil tuvimos en cuenta varias premisas:

1. No comedogénico, no podía obstruir el poro, esto se consigue con la elección de aceites que tengan esta característica por sí solos.

2. Tacto seco, debía ser de rápida absorción y no dejar sensación pesada ni en la cara ni en las manos.

3. Sebo-regulador, para que las pieles grasas pudieran beneficiarse de este aceite tan innovador.

4. Rico en vitamina E, un poderoso antioxidante, que combinado con la vitamina C del tratamiento complementario (C+E Serum African Essence) ofrecen las mejores sinergias del mercado cosmético.

5. Inspirador, contener un perfume y textura únicos.

Un viaje al corazón de África

Una vez definidos todos los requisitos imprescindibles de nuestro aceite facial seco, buscamos, viajamos, y testamos por el mundo aceites maravillosos pero no fue hasta llegar al desierto del Kalahari cuando encontramos el secreto del corazón de África.

Los frutales que viven en esta zona lo hacen en condiciones muy adversas, así que tienen la obligación para sobrevivir de retener muy bien vitaminas y agua, esto hace que los aceites que se extraigan de estos frutales sean excepcionales, y bingo, ¡tenían todas las características que estábamos buscando!

El resultado fue una selección de 5 aceites con una propiedades clave para dar solución a las pieles secas o deshidratadas: devolverles la vida y jugosidad.

Os contamos porque estos aceites son tan especiales…

Manketi:

El aceite de manketi, un nombre peculiar para un fruto peculiar. Se extrae de una nuez súper nutritiva, que a través de la extracción en frio se obtiene su aceite. Además de ser muy antioxidante, ayuda a estimular la reparación celular, reduciendo así la posible inflamación y el enrojecimiento facial. Proporciona una duradera hidratación y a pesar de ser un aceite, no deja la piel grasa y se absorbe fácilmente.

Marula:

La Marula se caracteriza por ser la bebida espirituosa, un icono de Sudáfrica, extraída de un árbol de grandes dimensiones, de tronco relativamente bajo y copa muy extensa. 

El componente que hemos empleado en LICO es su aceite, que se extrae de sus semillas, que según la leyenda, dice ser el elixir de la juventud. El aceite de marula, posee propiedades antioxidantes, contiene un 16% más de vitamina E que cualquier otro aceite vegetal, siendo altamente humectante.

Melón de Kalahari: la joya de la corona

Este aceite extraído del Melón de Kalahari tiene numerosas propiedades que hacen de nuestro antiox oil un producto estrella.
Contiene un 70% de ácidos grasos y es uno de los aceites con mayor contenido en Vitamina E natural del mundo. El contenido en ácidos grasos de este aceite ayuda a mejorar la función barrera de la piel, reteniendo la hidratación y manteniendo a raya los efectos de la polución.

Baobab:

Este árbol, bautizado como el “el árbol de la vida”, es especialmente conocido por su capacidad de crear unos frutos con un altísimo poder antioxidante. Nosotras le hemos dado un hueco especial en nuestro antiox oil por su capacidad de protección en cuanto a las células frente al daño oxidativo, y su alto contenido en VitaminaC. Ayuda a disminuir la apariencia de cansancio o de fatiga que nuestro aspecto puede llegar a aparentar, gracias a así mismo, al fomento de formación de colágeno, que consigue estimular los vasos sanguíneos.

El extracto que empleamos en LICO se extrae de la pulpa del baobab. Un aceite muy rico en nutrientes como Omega3, Omega6 y Omega9, así mismo como vitaminas A, D, E y K. A través de estos componentes, el aceite de baobab nutre y sana nuestra piel, previniendo signos de edad, reparando daños causados por el sol, irritaciones… Esto se debe a las micromoléculas de las cuales se compone, que penetran en gran profundidad en la dermis y epidermis, pudiendo así llevar a cabo, de forma eficiente, su función.

Aceite de nuez de Macadamia:

El último, pero no menos importante, componente que tras analizarlo bien incluimos es el aceite de macadamia. 

Es importante que sepáis que de por sí, la mayoría de los frutos secos contienen un amplio contenido en grasa no saturada, siempre beneficiosa para nuestro organismo. Como bien supondréis, el aceite extraído no es solo efectivo de forma ingerida, sino también cuando lo aplicamos a nuestra piel. 

El aceite regenera las células de nuestra piel y por tanto, y por tanto la textura de nuestra piel mediante la restauración de nuestras arrugas.

Tiene un alto contenido en VitaminaB, así como en VitaminaE, las cuales hidratan consiguiendo así una textura suave y placentera.

Responsabilidad y producción sostenible

Pero no solo aseguramos la calidad de nuestra formulación, también aseguramos que las fuentes, es decir que nuestros suministradores están comprometidos con nuestros valores. Por ello, nos aseguramos de que nuestros proveedores cumplan con la calidad exigida en Europa y, además, fomenten de manera sostenible el desarrollo laboral en la zona. Para nosotras, es un orgullo presentaros a uno de nuestros proveedores, ejemplo de trabajo responsable, sostenible y de calidad en una zona tan complicada como es el desierto del Kalahari:

Antes de despedirnos, nos gustaría resaltar el perfume de este aceite facial seco tan particular. Cuando lo formulamos, nos quisimos inspirar en un atardecer en la sabana, con el sol rojizo cayendo. Ese momento en el que los animales buscan refugio y ese olor a tierra y a vida tan característico de la zona. Quisimos rememorar esta escena tan frecuente y única que pudimos vivir en nuestro viaje a África. ¿Lo habremos conseguido? 😉

¡Esperamos vuestros comentarios!

Desde LICO os mandamos un fuerte abrazo.